Come la miel, hijo mío

 
 
Come la miel, hijo mío, que es deliciosa;
dulce al paladar es la miel del panal.
Así de dulce sea la sabiduría a tu alma;
si das con ella, tendrás buen futuro;
tendrás una esperanza que no será destruida.
Proverbios 24:13,14

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Gracias por su comentarios.